Tomar café… ¿es malo?

Más de 2.25 billones de tazas de café son consumidas al día en el mundo. Después del agua, el café es sin duda la bebida más popular del planeta, y la pregunta sobre sí tomar café es malo ha sido debatida y contrastada mediante una gran variedad de estudios científicos.

El café no simplemente contiene cafeína; es un producto también rico en minerales, péptidos, lípidos, aromas volátiles, ácidos orgánicos y otros. La cafeína es un compuesto psiocactivo. Esto significa que afecta al funcionamiento del cerebro, y como todas las otras drogas, puede generar dependencia y adicción.

El contenido en cafeína de una taza de café varia entre 65-360 mg. Según un estudio, la dosis letal de cafeína para el cuerpo giraría entorno los 10 gramos. Asimismo, se necesitarían alrededor de 28-153 cafés (en función del contenido de cafeína) para alcanzar una dosis letal.

Es bueno tomar cafe

Cafeína y cerebro, ¿cómo interaccionan?

Vamos a entender de forma muy simple el funcionamiento de la cafeína en el cerebro, y para esto, necesitamos hablar de otra droga producida de forma interna: la adenosina. Suena algo científico y complicado, pero ahora verás que es bastante simple. En el cerebro se encuentran receptores que se unen a la adenosina. ¿Qué sucede cuando se enlazan a ella? Una efecto directo es la disminución de la actividad neuronal, y por lo tanto,  aparece la somnolencia.

La cafeína es capaz de unirse a los mismos receptores a los que se une la adenosina, evitando así la somnolencia y la sensación de cansancio. De hecho, la cafeína actúa en la misma dirección pero en sentido contrario. La consecuencia directa es una mayor actividad neuronal que se traduce en más producción de adrenalina. Hay que tener en cuenta que la adenosina no es la única droga que se ve afectada por la acción de la cafeína.

«El consumo de 2 tazas de café diarias podría actuar cómo prevención de algunas enfermedades mentales»

» La relación entre el consumo de cafeína y las arritmias, aunque ha sido de gran preocupación, no tiene mucha importancia si no se consume en exceso. También, tomar café descafeinado no es una mala opción, siempre y cuando no haya un abuso.»

¿Consumir café es malo para el corazón?

Se ha demostrado científicamente que tomar café puede ser bueno o malo para el corazón en función de la cantidad, y también de la predisposición de sufrir enfermedades cardiovasculares.

El consumo de más de 2 tazas al día de café expreso podría incrementar el riesgo de sufrir de enfermedad coronaria, según esta investigación.

que pasa si tomamos mucho cafe en un dia

En un análisis distinto, se encontró una relación linear entre el consumo de café y el riesgo de sufrir enfermedades cardiovasculares:

«El consumo moderado de café, está asociado con la disminución del riesgo de sufrir enfermedades cardiovasculares. El menor riesgo se encontró en consumidores de 3-5 cafés por día. Personas que consumían grandes cantidades de café diarias, no mostraron más predisposición a este tipo de enfermedades .»

¿Y para el hígado?

Varias investigaciones demuestran que el consumo de 2-3 tazas diarias de café solo, podría incluso proteger el hígado de fibrosis hepática (cirrosis).

Otro estudio demostró que, junto con la actividad física y una dieta equilibrada, el café puede ser una pieza clave para combatir la enfermedad por hígado graso.

De todas formas, recuerda que añadir grandes cantidades de azúcar al café producirá un efecto totalmente opuesto.

¿Tomar café puede empeorar la ansiedad?

En Corea, como probablemente sabrás, el número de personas que sufren por ansiedad y depresión es bastante alto. Se encontró, mediante una investigación realizada por coreanos, que las bebidas energéticas que contienen más cafeína que el mismo café pueden causar problemas de ansiedad, insomnio, dolor de cabeza e hiperactividad.

Los estudiantes coreanos, normalmente, consumen grandes cantidades de cafeína para poder rendir más, cosa que puede dar lugar a los trastornos comentados anteriormente.

Según Maureen Connolly y basándose en la FDA (administración de alimentos y medicamentos de Estados Unidos), 400 mg de cafeína o menos sería una cantidad «segura» para adultos. Esto se traduce en 3-4 tazas de café diarias. Un consumo superior podría provocar intoxicación, y por lo tanto, desencadenar trastornos como la ansiedad.

¿Consumir café podría ayudar a combatir la diabetes?

 Sí y No. La cafeína, según un análisis, tendría la capacidad de aumentar el número de transportadores de glucosa en sangre, reduciendo así la glucemia y estimulando la secreción de insulina.

Tanto el café regular como el café descafeinado (de menor importancia), dieron resultados bastante positivos en cuanto a la regulación de los niveles de glucosa en sangre.

Por el contrario, en otras investigaciones se ha determinado que la cafeína podría provocar el fenómeno conocido como: resistencia a la insulina. Esta es una de las características que presentan las personas con diabetes.

Asimismo, el consumo de bebidas azucaradas como zumos de frutas, refrescos y bebidas energéticas han sido altamente asociadas con la aparición de diabetes tipo 2.

Conclusión

Bajo mi experiencia personal, no recomendaría más de 2 tazas de café diarias. Yo soy bastante sensible a los efectos de la cafeína, y con un café tengo más que suficiente para notar ese plus de activación.  Muchas veces, si me apetece tomar más, consumo café descafeinado, así me aseguro una noche libre de insomnio. Sabemos que el límite superior estaría entre 3-4 cafés, y no creo que sea necesario rozar ningún límite. Tomar café no es malo ni perjudicial, siempre y cuando se utilice el sentido común. Por lo tanto, sabemos que el consumo de café puede:

  • Generar dependencia (si no se hace un consumo responsable)
  • Prevenir enfermedades mentales
  • Disminuir el riesgo de sufrir enfermedades cardiovasculares
  • Proteger el hígado de cirrosis
  • Inducir períodos de ansiedad u otros trastornos (si no se hace un uso responsable)
  • Puede ayudar a combatir la diabetes, pero también la podría agravar en función de nuestra dieta, ejercicio físico, estrés…

 

Reflexión final
Alimentarse de forma correcta, realizar ejercicio físico y alejarse de sustancias nocivas como el tabaco y el alcohol es imprescindible. A partir de aquí, el consumo moderado de cafeína puede tener muchos beneficios, pero el consejo principal es: presta atención a las reacciones de tu cuerpo bajo sus efectos.

 

4 respuestas a «Tomar café… ¿es malo?»

  1. Me parece un artículo muy interesante y despeja dudas con respecto a la cantidad de cafés que puedes tomar al día sin que sea perjudicial.
    ?y la teina? Sirven los mismos patrones ?

    1. ¡Hola Mari! Acabas de formular una pregunta muy interesante. Hay una creencia popular de que la teína y la cafeína son substancias distintas. Es exactamente la misma molécula encontrada en diferentes plantas. Entonces la cafeína, dependiendo de la planta en la que se encuentra (guaraná, cacao, mate), puede tomar distintos nombres. Dicho esto, los efectos de la cafeína presentes en el té son más suaves por esta simple razón: una taza de té contiene menos cantidad de cafeína que una de café, alrededor de una décima parte. De todas formas, cada persona tiene una tolerancia distinta y no aconsejaría tomar más de 2 tazas de té en un mismo día. Gracias por tu comentario y espero haberte ayudado. 😀

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *